Viernes, 03 Julio 2015 00:00

Chile y Argentina definen el campeón

 
Valora este artículo
(0 votos)
Valdivia y Agüero se han erigido como grandes figuras de sus selecciones Valdivia y Agüero se han erigido como grandes figuras de sus selecciones Fotos cortesía

La final de la Copa América se jugará en Santiago.

     
 

Probables formaciones

Chile: Claudio Bravo; Francisco Silva, Gary Medel, Eugenio Mena; Mauricio Isla, Marcelo Díaz, Charles Aránguiz, Jean Beausejour, Arturo Vidal; Alexis Sánchez y Eduardo Vargas.
DT: Jorge Sampaoli.

Argentina: Sergio Romero; Pablo Zabaleta, Martín Demichelis (o Ezequiel Garay), Nicolás Otamendi, Marcos Rojo; Javier Mascherano, Lucas Biglia, Javier Pastore; Lionel Messi, Ángel Di María y Sergio Agüero.
DT: Gerardo Martino.

 
     

Chile y Argentina jugarán este sábado una final de la Copa América a puro fútbol en el Estadio Nacional de Santiago, donde los dos equipos más ofensivos y vistosos del continente se enfrentarán en busca de un título por el que ambos suspiran.

Como todos los grandes partidos, la final encierra un buen número de pequeños y grandes retos, de sueños personales y colectivos, de revanchas y cuentas pendientes, pero sobre todo promete, al menos sobre el papel, buen fútbol.

Suspicacias arbitrales aparte, los dos mejores equipos del torneo, los más consecuentes y goleadores, llegaron al último de los 26 partidos de la copa. Trece tantos logró Chile en los cinco partidos que disputó, por diez de Argentina, la mayoría de ellos en una intimidante semifinal ante Paraguay en la que ganó por 6-1.

“No tenemos miedo”, aseguró el capitán chileno, Claudio Bravo, en un intento de infundir confianza a un país consciente de que los nombres y la historia le son desfavorables en la comparación con Argentina.

Los albicelestes no solo tienen en sus filas a Lionel Messi, cuatro veces Balón de Oro, sino que completan una delantera de infarto con Sergio Agüero y Ángel Di María, mientras que en el banco esperan hombres como Carlos Tévez o Gonzalo Higuaín.

La “Roja” cuenta con una de las mejores generaciones de futbolistas de su historia o, como le gusta recordar al propio Arturo Vidal, con la mejor. Junto al centrocampista de la Juventus, destacan figuras como las de Alexis Sánchez, Jorge Valdivia, Gary Medel o Bravo.

Sin embargo, la historia futbolística de Chile es más bien escuálida. Ni un solo título adorna su palmarés. Los mayores éxitos de la selección son cuatro subcampeonatos continentales y un tercer lugar en el Mundial que el país organizó en 1962.

“Nosotros no jugamos para ser la mejor selección de la historia de nuestro fútbol, sino que jugamos para que de una vez por todas logremos algo como país, logremos tener un título”, dijo Bravo.

Argentina no tiene ese problema. Dos veces campeona del mundo y 14 de la Copa América, la “albiceleste” sólo ha perdido además un partido oficial ante Chile, en octubre de 2008.

Sin embargo, hace 22 años que Argentina no gana un título con la selección mayor. Desde entonces, cayó en cuatro finales: en la Copa Confederaciones de 2005, en las copas América de 2004 y 2007 y en el Mundial de 2014.

“La verdad es que lo deseamos muchísimo poder ganar algo con la selección, porque estuvimos muy cerca varias veces y no se nos pudo dar”, dijo Messi.

Para el crack del Barcelona, que abandonó muy joven su país y lo ganó todo con su club, levantar un título de albiceleste es una obsesión. Fue campeón del Mundial juvenil en 2005 y medalla de oro olímpica en 2008, pero con la selección mayor perdió las dos finales que jugó.

El encuentro promete pues emociones fuertes. Chile y Argentina sólo saben jugar al ataque, mirando al arco rival más que al suyo. Los dos técnicos asumieron el riesgo como una apuesta personal y vencerán o perderán fieles a una idea.

El juego más importante en la historia de Chile es también el más importante en la carrera de Jorge Sampaoli. Admirador de Marcelo Bielsa, el técnico argentino dio continuidad y perfeccionó lo que su compatriota empezó en 2007.

A la verticalidad y presión de aquel equipo, Sampaoli le agregó pausa y confianza, pero siempre convencido de que sólo el protagonismo, el atrevimiento “suicida”, como una vez lo describió Vidal, podrá llevarles por el camino del éxito.

Para Gerardo Martino, que también bebió de Bielsa cuando jugaba en Newell's, no hay alternativa. El estilo, más horizontal y paciente, lo marca la calidad de sus hombres, liderados por un Messi para quien el contacto con la pelota es vital.

El título sería una doble revancha para el técnico argentino. Por un lado, se resarciría de la derrota de 2011 al frente de un Paraguay gris y limitado que llegó a la final sin ganar siquiera un partido. Por otro, demostraría que puede sacarle partido a Messi después de su fracaso como entrenador del Barcelona hace dos temporadas.

Martino afronta el compromiso con una sola duda, la del defensa Ezequiel Garay, quien se perdió la semifinal por un problema estomacal. Si no se recupera a tiempo, su puesto lo ocupará Martín Demichelis.

El resto está claro: Sergio Romero en el arco; Pablo Zabaleta, Demichelis o Garay, Nicolás Otamendi y Marcos Rojo en defensa; Javier Mascherano y Lucas Biglia como mediocentros, y Javier Pastore, Di María y Messi justo por detrás de Agüero.

Más dudas genera la alineación de Sampaoli, que podría optar por una defensa de tres centrales como ya hizo ante grandes equipos como España o Alemania en 2014, a los que entorpeció la circulación de balón y arrebató el protagonismo. Hasta ahora, Chile jugó con un sistema 4-4-2 con Jorge Valdivia como enganche entre el medio campo y la delantera.

El talentoso número “10” podría ser el sacrificado para dar entrada en la defensa a Francisco Silva, que todavía no debutó en el torneo. Eso dejaría un equipo formado por: Bravo; Silva, Gary Medel, Eugenio Mena; Mauricio Isla, Marcelo Díaz, Charles Aránguiz, Jean Beausejour, Vidal; Alexis Sánchez y Eduardo Vargas.

No obstante, el once local está solo en la cabeza del obsesivo Sampaoli, un hombre que lleva años soñando este juego un partido de puro fútbol. 

Visto 1325 veces Modificado por última vez en Viernes, 03 Julio 2015 23:51

Email Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Gracias a su ventaja en el partido de ida más el empate sin goles en la vuelta, Grecia terminó por sellar su boleto al Mundial don...

Con un empate sin goles ante Irlanda de Norte, los suizos acudirán por undécima vez a una cita mundialista. ...

La selección inca no pudo hacerle daño a una Nueva Zelanda ingenua, pero como pudo saco un empate en su casa. En Lima el miércoles...

Con ráfagas de talento y de buen fútbol de Messi y Agüero, la selección albiceleste se impuso por 1-0 a Rusia en partido preparato...

La “Roja” impuso su magia y la brindó a los asistentes al estadio de Málaga una goleada de 5-0 sobre Costa Rica en partido amistos...

Los cupos africanos quedaron completos con las clasificaciones este sábado de las selecciones de Marruecos y Túnez. En Europa todo...